Diccionario Joven

Esto antes era una pagina pero creo que mejor esta en un post asi que aca les dejo un diccionario para que nosotros los jovenes lo usemos…Sin exagerar.

A

  • a grito pelado: a grandes voces.
  • a la tela: (adv.) elegantemente vestido (traje formal). Pancho siempre anda bien a la tela porque gana harto villegas.
  • a pata: a pie.
  • achorado: persona de carácter desafiante. El niño miraba achorado a su madre, que acababa de regañarlo.
  • afanar: 1) robar; 2) enamorar, cortejar. Eduardo está afanando a Susana, pero ella no le hace caso.
  • ahi nos vidrios: despedida, “ahi nos vemos”.
  • al polo: (adj.) muy frío. Particularmente referido a las bebidas. Queremos unas chelas al polo.
  • arranchar: (v.) arrebatar. La señora arranchó de las manos del bebé la botella de detergente.
  • arrecho: (adj.) excitado sexualmente (verbo: arrechar, arrecharse). Esos hombres se arrechan viendo películas porno.
  • arruga: (f.) deuda. Los García ya no podían con tantas arrugas.
  • asado: (adj.) enojado. Juana estaba asada–su padre acababa de regañarla por algo que ella no hizo.

B

  • bacán: 1) (adj.) maravilloso, muy positivo, estimulante, agradable; 2) galán. El espectáculo estuvo bacán. / Martín es el bacán del barrio.
  • bamba: (adj.) falsificado, no original, imitación. En el mercado venden pantalones Calvin Klein bamba.
  • blanquita: (f.) cocaína. Ese hombre vende blanquita en la universidad.
  • bobo: (m.) 1) reloj de pulsera; 2) corazón. A Marcos le regalaron un bobo para navidad. / El bobo le latía aceleradamente cada vez que la veía
  • botánica: (f.) botella. José trajo una botánica de buen vino francés.

C

  • cabro/cabrilla: (m.) hombre afeminado.
  • caer gordo: resultarle antipático (algo o alguien) a alguien.
  • calabacita: cabeza vacía, persona vacua.
  • calato: 1) (adj.) desnudo; 2) (m.) bebé. Fernando tiene la extraña costumbre de andar calato por la casa aunque haga frío. / Ayer nació el calato de Elvira.
  • caldero: (m.) malestar físico después de una borrachera.
  • cana: (f.) cárcel (verbo: canear). Metieron a la cana a su hermano por fraude.
  • cáncer: (m.) cigarrillo, tabaco. Ya no compro cáncer porque estoy tratando de dejar de fumar.
  • cantaleta: estribillo, repetición fastidiosa. ¡Ya me tienes aburrida con la misma cantaleta!
  • caña: (f.) automóvil. Cada vez que salgo con Eugenio me ensucia la caña con la ceniza de sus cigarros.
  • cañacero: (sust.) borracho que toma licor barato. Estaba un cañacero tirado a media calle, profundamente dormido.
  • carabina: (f.) cara, rostro. Rosario no se maquilló bien la carabina
  • causa: (sust.) amigo (usado entre hombres). Ayer salí con mis causas al cine.
  • cocho: padre (madre: cocha). Les dije a mis cochos que quiero irme a vivir en otra ciudad.
  • coima: (f.) comisión que se da para obtener algo en forma ilegal. Le tuve que dar una coima al tombo porque me pasé el semáforo en rojo y me iba a multar.
  • coimero: (sust./adj.) quien da o recibe coima.
  • cojudo: (adj.) palabra usada como insulto fuerte.
  • colepato: (m.) taxi colectivo (por “cola de pato”, que se refiere a la forma típica del vehículo). Eva se fue en un colepato porque Nadia no quiso llevarla en su carro.
  • colgar los tenis: morirse.
  • combo: (m.) (también combate) comida (verbo: combear). Estela preparó un combo excelente. / Es hora de combear.
  • conchudo: (adj.) desentendido, indolente, desobligado.
  • como a cancha: (adv.) mucho, gran cantidad. ¿Te gusta la comida peruana, Bill? –¡Como a cancha!
  • corvina: (f.) corbata. Para Navidad siempre me regalan muchas corvinas.
  • costilla: (f.) novia. Déjala en paz, es la costilla de Manuel.
  • criollada: (f.) estafa, engaño. Oiga, señor, no me venga a mi con criolladas y tome su billete falso.
  • cuero: (m.) persona guapa, atractiva. Raquel Welch era un cuero en esa película. / El novio de Nadia es un cuerazo.

CH

  • chamba: (f.) (por influencia de telenovelas mexicanas) trabajo (verbo: chambear).
  • chamullar: hablar mucho tratando de convencer a alguien aunque uno no esté seguro que sus datos sean correctos o para cubrir un error (también meter un chamullo; adj.: chamullador, chamullero). Pepe estuvo chamullando a sus padres para que no lo castigaran por haber llegado tarde. / En el examen de filosofía tuve que meter un chamullo porque no había estudiado.
  • chancay: acto sexual.
  • chancar: estudiar.
  • chancón: persona que estudia mucho; estudiante Ellas son muy chanconas; todos los días van a la biblioteca.
  • chancha: (f.) colecta, cooperación. Mis hermanos y yo hicimos una chancha para comprarle un regalo a mi mamá para el día de las madres.
  • chao: adiós, hasta luego. (del italiano “ciao”–que en realidad es ya sea saludo que despedida).
  • chapar: 1)atrapar; 2) besar. La policía quiere chapar a un peligroso delincuente que se escapó de la cárcel. / Abraham chapaba a Liliana a escondidas.
  • chape: (m.) beso en la boca.
  • characato: (sust.) persona oriunda de Arequipa. Emma está muy orgullosa de ser characata.
  • chato: (sust.) persona de baja estatura. La chata es Erica; la otra, un poco más alta, es su prima Bernadette.
  • chela: (f.) cerveza. Mis amigos no pueden ver un partido de futbol sin algunas chelas.
  • chepi: pausa, descanso. Chepi, chepi… voy a tomar agua y seguimos jugando a las escondidas.
  • chibolo: (sust.) niño. Las chibolas estaban jugando en el jardín.
  • chibolero: (sust.) persona que prefiere la compañía de personas más jóvenes. Marcia es una chibolera porque sale con uno seis años menor que ella.
  • chifa: (m.) 1) comida china; 2) restaurante chino (La palabra parece que nació del término cantonés “chi fa”, que literalmente significa ‘comer arroz’). Esta tarde para el almuerzo voy a hacer chifa. / El chifa de la esquina está repleto, mejor vamos al de la vuelta.
  • chifar: hacer el amor.
  • chinear: (v.) mirar, ver. Los turistas fueron a chinear los tesoros incas en el museo.
  • choche: (sust.) amigo. Gloria es mi choche, por eso quiero regalarle algo especial para su cumpleaños.
  • chocho: (adj.) feliz. Miguel y Angélica están chochos con el nacimiento de su primer hijo. / Paula está chocha porque irá a Europa el mes próximo.
  • cholo: (a menudo en sentido despectivo) indio, especialmente el que habita en la costa y proviene de los Andes.
  • chonguear: divertirse.
  • chongo: (m.) 1) diversión, mofa (persona divertida: chonguero); 2) burdel. La clase de matemáticas de ayer fue un chongo; uno de los compañeros estaba con gases. / Ayer vi a don Ramón saliendo de un chongo.
  • choro: ladrón, ratero (verbo: chorear). Ese barrio está lleno de choros.
  • chungo: (adj.) tacaño. Rosa es demasiado chunga; no querrá cooperar para comprar el regalo de Felipe.
  • chupado: (adj.) tímido, cobarde. Sólo los chupados tienen miedo de zambullirse desde este acantilado.
  • chupar: (v.) beber bebidas alcohólicas.
  • chuparse: (v.) arrepentirse, echarse atrás.
  • churro: (m.) hombre guapo. El actor principal de esa película es un churro.
  • chuzo: (m.) cicatriz o corte en la piel. Alberto es el que tiene un chuzo en la cara.

D

  • dar bola: hacer caso. No le des bola a Arturo porque después se pone fastidioso.
  • dar sajiro: excitar, provocar. Ella sabe bailar de un modo que les da sajiro a todos los hombres.
  • de la patada: (adv.) fuerte, tremendo, impactante (en sentido positivo). La noticia que nos dieron estuvo de la patada.
  • de todas mangas: (adv.) a fuerzas, de cualquier manera. De todas mangas su hermanita tiene que acompañar a Silvia cuando sale con su novio.
  • diquera: mujer provocadora.
  • duro: (adj.) tacaño. No seas dura y ayúdame con algo de guita, que ando misio.

E

  • enyucar: 1) engañar, timar; 2) contraer alguna responsabilidad pesada, tarea engorrosa, deuda. Compré un carro a plazos y estoy enyucado por 5 años. / Sergio se quitó temprano de la oficina y me enyucó con los informes de mañana.
  • estar en algo/algodón: estar bueno, a cumplir los mínimos requerimientos para ser tomado por bueno, sin llegar a destacable o extraordinario. ¿Qué tal es el nuevo asistente de marketing?– Bueno, está en algo ese chico. / Me compré un equipito nuevo de sonido, barato nomás, que está en algodón.
  • estirar la pata: (v.) morir. Desde que el pobre de don Aurelio estiró la pata sus hijos no han hecho más que pelear por la herencia.

F

  • faite: (m.) matón, buscavidas. Individuo que toma actitudes matonescas. (del inglés “fighter” –probablemente lo introdujeron marineros extranjeros en el puerto de Callao). Mañuco andaba de noche por la calle y se topó con dos faites que lo insultaron.
  • fallo: (m.) cigarrillo, tabaco.
  • fintero: (adj./sust.) que aparenta algo que no es. En la chamba, el fintero de Sergio la pasa todo el día frente a la computadora jugando y no hace ni michi.
  • florear: adular, alabar. Las empleadas florearon a su jefa por su nuevo corte de pelo.
  • fregar: (v.) molestar, fastidiar (adj.: fregón). A estos niños les encanta fregar a los mayores.
  • frío: (sust./adj.) muerto. Cuando la ambulancia llegó al hospital, el paciente ya estaba frío.
  • fumón: (sust./adj.) que fuma marihuana. Alberto, no quiero verte otra vez en compañía de esos fumones.
  • funar: mirar. La mujer estaba allí, funando la película en alemán sin entender nada.

G

  • gil: 1) tonto; 2) novio (en femenino gila). El gil de Carmen es de Nicaragua.
  • gorrón: (sust.) persona que pretende hacerse pagar por otros, que abusa de los demós (verbo: gorrear).
  • gringo: (sust.) rubio. El chibolo de María Gracia nació gringo.
  • guita: (f.) dinero.

H

  • hacer gol: (v.) empreñar, poner encinta a una mujer. Sergio está preocupado porque parece que le ha hecho gol a su jermita. / ¡La chica tan joven y con guagua! Seguro que le hicieron gol en un tono.
  • hacerse bolas: (v.) confundirse. El taxista se hizo bolas y me llevó a una calle equivocada.
  • hasta la coronilla/el copete: harto, fastidiado.
  • helena: (adj.) helado. Particularmente referido a las bebidas. Me tomé un par de chelas bien helenas.
  • hijo de papi/papá: hijo de gente adinerada, que todo lo tiene gracias a ellos. A aquel hijo de papi le pagaron toda la carrera de administración de empresas y luego le compraron una compañía.
  • hincha: (invariable en el masculino) seguidor de un equipo de fútbol. Los hinchas del equipo visitante se pusieron violentos cuando su equipo perdió el partido.
  • huachafo: (sust.) persona de malos gustos, mal vestida. Nadie quiere salir con ella por ser tan huachafa.
  • huachimán: (m.) agente uniformado de seguridad particular, guardián (del inglés “watchman”). Ramiro duerme de día porque de noche trabaja como huachimán.
  • huasca: 1) borrachera; 2) borracho. Cada vez que veo a mi compadre Jorge, termina en una huasca. / Pedro anda huasca otra vez.
  • huevo: (adj.) fácil. El último examen estuvo huevo, pero esta vez creo que estará más difícil.

I

  • importar un comino/pepino: no importar nada.

J

  • jalar: (v.) reprobar, suspender (adj: jalado). En una clase de 20 personas, el profe jaló a 17.
  • jama: (f.) comida (verbo: jamear). A Elisabeth le gusta la jama muy picante.
  • jatear: (también tirar jato) dormir. Lorena jateaba tranquilamente en su escritorio cuando su jefe la halló.
  • jato: (m.) casa. Al rato paso por tu jato para llevarte una torta que hice.
  • jeringa: (f.) jerga. Conozco muy bien la jeringa de El Salvador.
  • jerma: (f.) enamorada, novia (corrupción de la inversión de las sílabas de mujer: mu-jer = jer-ma).
  • jetear: (v.) besar. Elena ya ha jeteado a todos los muchachos de la escuela.
  • jugadora: (f.) mujer promiscua. Gerardo buscaba una jugadora con quien pasar la noche.

L

  • ladilla: (invariable en masc. y fem.) persona que está siempre encima, que no se despega. Mari es bien ladilla; no entiende que ya no quiero que me llame.
  • ladrillo: (adj.) trabajador. Eligio es muy ladrillo y casi siempre se queda a trabajar tarde.
  • lana: (f.) dinero.
  • tirar lata; later: (v.) caminar.
  • lechero: (sust./adj.) suertudo, afortunado. ¡Solamente un lechero como tú podía hacer que alguien como Ruth acepte salir contigo!
  • lenteja: (adj.) tonto. Es lenteja quien no sepa apreciar la belleza de Liliana.
  • lisura: (f.) grosería. ¡No digas lisuras enfrente de los niños!
  • loco: término informal para dirigirse a una persona, generalmente un amigo. ¿Qué dices, loco, mañana vienes a jugar futbol con nosotros?
  • lompa/lomplay: pantalón. En esta tienda venden lompas pulentos.
  • lorear: hablar. El niño lorea siempre de su padre, que es marinero.
  • lorna: (adj.) tonto (igual en femenino y masculino). Tus amigos son tan lornas que cualquiera se aprovecha de ellos.
  • luca: (f.) moneda, equivalente a un Sol peruano. Esto vale una luca. / Se me perdieron cinco lucas del bolsillo.
  • luquear: vigilar, cuidar. Mi hermano me está luqueando; mejor nos vemos otro día.

LL

  • llegar: (v.) no importar. Nos llega si ella prefiere irse a la fiesta con ellos.

M

  • machucafuerte: (m.) marido, esposo. Mi machucafuerte le tiene miedo a viajar en avión.
  • maldito: (adj.) muy bueno, excelente. Esta foto tuya está maldita, la voy a poner en un marco.
  • mamey: (sust.) tonto. ¡No seas mamey! Si no te llamaron para aquel trabajo nuevo, es que prefirieron darle el puesto a otro.
  • mancar: 1) caer en desgracia; 2) morir La familia Aguilar mancó; perdió todo su dinero en la bolsa. / Ayer mancó el señor que vendía diarios en la esquina
  • mancha: (f.) multitud, grupo de individuos. Los aficionados se le echaron encima en mancha al famoso jugador de futbol.
  • manyar: 1) captar, entender. Olga siempre manya sólo lo que le conviene; si no, finge ignorancia. / ¿Tú manyas a Olivia? Yo nunca sé lo que dice.
  • marciano: (sust.) persona anticonformista, que no sigue modas ni tendencias. Gabriela es una marciana, nadie la comprende.
  • mariachi: (m.) marido, esposo. El mariachi de Eva trabaja en un laboratorio químico.
  • marrocas: (f.) esposas. El delincuente fue llevado en marrocas frente al juez.
  • mataburro: (m.) diccionario. Busca en el mataburro si no sabes cómo se escribe esa palabra.
  • mataperro: (m.) parachoques. ¡Qué lindo el mataperro que le pusiste al camión!
  • meter floro: Usar el mejor léxico para impresionar a alguien. Los políticos son unos expertos en meter floro.
  • meter la pata: cometer una indiscreción, un error (se usa a menudo como eufemismo de la mujer que queda encinta sin planearlo)
  • meter yuca: 1) engañar, timar; 2) contraer alguna responsabilidad pesada, tarea engorrosa, deuda. La segunda pregunta en el examen de estadísticas lo incluyó el profesor para meternos yuca.
  • mica: (f.) camisa. Jorge se pone las micas sin planchar.
  • micro: (m.) microbus.
  • misio: (adj.) sin dinero. Están misios porque acaban de comprar una casa.
  • mitra: cabeza. Si te duele la mitra, tómate una aspirina.
  • mitrazo: (m.) golpe con la cabeza. El jugador hizo gol con un certero mitrazo.
  • monse: (sust./adj.) tonto, ingenuo. Sabiendo que es una monse, a Hilda lograron venderle terreno en la luna.
  • moquear: llorar. Las hermanitas estaban escondidas en un rincón, moqueando porque habían perdido una muñeca.
  • mosca: (adj.) alerta, despierto. ¡Pónte mosca, que ahi viene el jefe!
  • mosaico: (m.) mozo, camarero, mesero. Mosaico, tráigame otro vaso, por favor. Este está sucio.

N

  • nancy: (f.) nada. Fernando no quiso nancy de comer.
  • nancy que berta: (f.) “nada que ver”, negación. ¿Fuiste tú el que dijo eso hace rato? –Nancy que berta, yo acabo de llegar.
  • ni fu ni fa: expresioacute;n que indica algo que resulta indiferente. ¿Qué te parece este vestido? –Ni fu ni fa.
  • ni michi: nada (eufemismo de “ni mierda”). No vas a recibir ni michi para tu cumpleaños si sigues portándote así, Pepito.

Ñ

  • ñoba: (m.) baño (ño-ba = ba-ño). Vámonos rápido a otro sitio–en este lugar no sirve el ñoba.
  • ñorsa: mujer, esposa. La ñorsa de Raúl es enfermera.

O

P

  • pacharaco: (sust./adj.) persona de mal gusto en vestir o en maquillarse. Gloria es una pacharaca–no tiene idea de cómo combinar los colores.
  • paja: (adj.) bueno, bonito, excelente. Quiero comprarme un pantalón paja que acabo de ver en una tienda.
  • palanca: (f.) valimiento, interceción poderosa o influencia que se emplea para conseguir algo. Julián tiene palanca con el alcalde de su pueblo.
  • palta: (f.) vergüenza. Rosa me hizo pasar una palta cuando dijo que soy muy tacaño.
  • palteo: (m.) equivocación (verbo: paltearse). Apostaste al perdedor; te palteaste.
  • panudear: (v.) presumir, pavonear (adj. panudo). Ana estaba panudeándose con su anillo de brillantes delante de las amigas.
  • papear: comer.
  • pata: amigo. Jorge es pata de Carlos.
  • estar parado: tener buena posición económica. Celia está parada con ese trabajo en el municipio.
  • parsero: amigo íntimo.
  • pendejo: 1) persona astuta, taimada; 2) sobre todo con las mujeres, implica libertinaje sexual, o engaño conyugal. Iván es un pendejo; se queda con mi vuelto cuando sobra dinero. / Vicente no sabe que se ha casado con una pendeja.
  • perra: mal olor de pies. ¡Lávate los pies, que traes una perra insoportable!
  • perromuertero: (sust./adj.) estafador.
  • pichanga: (f.) 1) partido de futbol amistoso, espontáneo, informal; 2) labor hecha como entretenimiento o, despectivamente, labor sin seriedad o provecho real; 3) tener una relación amorosa momentánea y/o furtiva (verbo: pichanguear). El sábado en la mañana me jugué una pichanguita para estar en forma. / ¡Qué bonito dibujo! ¿Es un boceto para algún cuadro? –Bueno, la verdad es que estaba pichangueando. / ¡Señor Ramírez! ¿Qué clase de reporte me trae usted? ¿O es que estaba pichangueando? / Ya se supo que Andrea tuvo una pichanga con Víctor.
  • pillo: persona astuta.
  • pituco: (sust.) persona adinerada. A ese pituco sus padres le acaban de regalar un Ferrari.
  • plomear: disparar, tirotear. Plomearon al pobre carnicero enfrente de su negocio.
  • por las puras alverjas/por las puras/por las puras huevas: sin motivo, sin lógica (la tercera variante es un poco más vulgar). Estaba manejando mi carro, y el tombo me para por las puras alverjas.
  • porsiaca: por si acaso, por lo que pueda suceder. Voy a comprar dos botellas de Cabernet porsiaca les gusta el vino a nuestros invitados de esta noche.
  • por si las moscas: por si acaso, por lo que pueda suceder.
  • pulenta: (adj) maravilloso, muy positivo, estimulante, agradable (para referirse a objetos y situaciones, no para personas–invariable en f. y m.). La página de Daniel está pulenta. / En el bazar de enfrente vi un bobo bien pulenta.

Q

  • quina: (f.) cincuenta céntimos. Me hizo falta una quina para pagar por las revistas.
  • quino: (m.) fiesta de quince años de una chica. En el quino de Flor va a tocar una banda de rock.
  • quinsearse: equivocarse, confundirse. Paola se quinseó de calle y se perdió.

R

  • ranear: espiar, avistar.
  • ratón: (m.) malestar después de la borrachera. Se notaba que Daniel había bebido por la cara de ratón que traía al día siguiente.
  • rayarse: volverse loco (adj.: rayado). No le hagas caso que está rayado.
  • recursear: 1) robar; 2) obtener algo, ya sea un objeto o un servicio, por maneras alternas o irregulares. Rodrigo tuvo que recursear un título profesional para poder chambear.
  • recurso: (m.) botín, producto de un robo. Tengo un recurso que me va a sacar de misio.
  • resaca: malestar físico después de una borrachera.
  • roca: 1) (m.) automóvil (de car-ro = ro-ca); 2)incoherencia evidente (también rocón, rocaza) Ignacio pasó por Laura en su roca nuevo. / Tu hermana habla puras rocazas.
  • roche: (m.) vergüenza.
  • rubia: (f.) cerveza.

S

  • sapear: avistar, mirar. Los ladrones sapearon al dueño de la casa con una pistola, y escaparon.
  • sapo: individuo listo, alerta. Walter es muy sapo, siempre obtiene las mejores calificaciones en la escuela.

T

  • taba: (f.) 1) zapato; 2) persona torpe, con falta de habilidad (no varía en el masculino). Quiero comprarme unas tabas nuevas. / No seas taba y pon más cuidado con tu tarea
  • taypá: (adj.) opíparo, abundante (con respecto a la comida). Mami, estoy con hambre, así que sírveme mi plato bien taypá.
  • teclo: viejo; padre (tecla = madre). El parque estaba lleno de teclos a esa hora de la mañana. / Mi tecla siempre me da consejos anticuados.
  • tela: (adj.) débil, frágil ( tal vez deriva de “tela de cebolla”, como se le llama en Perú a la cáscara de cebolla). El cólera ha dejado bien tela a Miguel. / Tu lompa está tan tela, que con un simple jalón lo rompo.
  • terruco: terrorista.
  • tira: detective. El tira estaba investigando sobre un homicidio.
  • tirar: acto sexual.
  • tirar cabeza: no devolver algo prestado. Mónica te tiró cabeza con el vestido que le habías prestado.
  • tirar caña: conducir un auto (caña: volante de auto). Se fueron tirando caña desde Lima hasta Arequipa.
  • tirar lente: (v.) ver, mirar.
  • tirar mitra: (ver tirar cabeza.)
  • tirar pana: ver panudear.
  • tirar perromuerto: estafar A Mónica le tiraron perromuerto con ese reloj bamba.
  • tombería: policía en general. El alcalde hizo un discurso a favor de la tombería de Lima.
  • tombo: agente de policía. Los tombos intentaron detener a los malvivientes.
  • tono: (m.) fiesta. Los tonos que organiza ese club terminan siempre en peleas.
  • toyo: (adj.) dientón (por su similtud al pez escualo llamado toyo.) Si no fuera porque está tan toyo, Mariano sería un hombre muy guapo.
  • trampa: mujer promiscua. “¡Las trampas son una mala influencia para tu hija!” aseguró doña Hermelinda.
  • tranca: (f.) 1) borrachera; 2) (adj.) difícil. Joel llegó ya tranca al quino de su hermana. / El examen final estuvo tranca, pero lo pasé.
  • tuco: terrorista. Andan buscando a un tuco que mató a cuatro personas la semana pasada.

U

V

  • vacilar: gustar. Rebeca me vacila; lástima que sea una trampa.
  • vara: valimiento, intercepción poderosa o influencia que se emplea para lograr algún fin.
  • verraco: persona grosera, tosca. Víctor es un verraco, nadie lo soporta.
  • villegas: billetes, dinero. Perdí villegas apostando a ese caballo. / Me falta villegas para comprar ese carro que me gusta.

Y

  • yunta: amigo íntimo.

Z

Palabras diferentes de las usadas en español de España:

  • arete: (m.) pendiente (joyería).
  • alverja: (f.) guisante (legumbre).
  • ameritar: (v.) merecer. Ambos verbos se usan.
  • betarraga: (f.) remolacha.
  • borrador: (m.) goma.
  • cartera: (f.) bolso.
  • casaca: (f.) chaqueta cazadora.
  • computadora: (f.) ordenador.
  • corbata michi: (f.) corbata pajarita.
  • chacra: (f.) (de origen quechua) sembradío
  • charapa: (sust.) persona oriunda de la región selva (San Martín, Loreto, Amazonas y Ucayali). Los primos de Joel son charapas.
  • choclo: (m.) mazorca de maíz
  • fólder: (m.) carpeta de cartoncillo.
  • fréjol: (f.) alubia, judía.
  • fulbito de mesa: (m.) futbolín, juego de mesa con una caja que sirve de cancha de futbol y once jugadores que penden de tres travesaños que atraviesan el campo. Los”jugadores” son de madera y están atornillados a la barra de tal modo que sus bases–o pies–ozan el piso.
  • guagua: (f.) (en la regiones andinas) bebé. La guagua de Eliana tiene los ojos claros.
  • jugo: (m.) zumo.
  • jumper: (m.) overol, mono, traje de faena de una pieza (pronunciado como “yamper”)
  • lapicero: (m.) bolígrafo.
  • malograrse: (v.) averiarse, echarse a perder o estropearse una cosa.
  • michi: (sust. fam.) gato.
  • palta: (f.) aguacate
  • sillao/sillau: (del japonés “shoyu”) (m.) salsa de soya
  • timón de auto: (m.) volante de auto
  • zorrillo: (m.) mofeta (el mamífero)

Fuente: Bossma

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s